Sigue tus pies, ellos te llevarán donde debes estar …

Después de graduarme pensé que iba a ser más fácil conseguir trabajo. Ya tenía las prácticas, lo que me daba algo de experiencia y el diploma de grado, lo que me convertía en una profesional. Lo que obtuve no fue lo esperado. Fue más difícil de lo que creía y ciertamente me di cuenta que no encajaba en el perfil de las empresas. Me siento una persona propositiva, proactiva, que le gusta salir de la monotonía, hacer las cosas diferentes para mejorar, creo fielmente que siempre hay que intentar cambiar algo para hacer mejor las cosas, cosa que no caía en gracia a las empresas, incluso, que no caen bien todavía. Los cambios se dan muy lento, por lo menos en las empresas en las que tuve la oportunidad de trabajar y yo quería ir a mil. Fue entonces cuando empieza a surgir la idea de emprender. Siempre quise, para mi futuro, algo propio, después de años de trabajo abrir mi empresa y generar patrimonio a partir de ahí, pero los planes parecían ser otros.

Hace tres años, aproximadamente, conocí el mundo de los aceites esenciales. En ese momento no tomé la oportunidad que se me había presentado, pero hoy no pienso soltarla. Resulta que en ese tiempo había pasado casi un año o un poco más del año de haberme graduado de Psicología, estaba sin empleo pero estaba en la búsqueda de sacar un proyecto adelante, lo que sería mi proyecto de vida. Fue entonces que llegó el negocio a mis manos y me convenció desde el principio. Los aceites esenciales nos brindan bienestar y lo que yo quiero para mi trabajo es precisamente eso, brindar bienestar. Otra vez, en ese momento aunque tuve toda la intención y convicción de emprender con ellos, me sentía impaciente y quería resultados inmediatos. En ese entonces no pensé las cosas bien, además justo se presentó la oportunidad de un trabajo y preferí tomarlo pensando que podía tener algo estable como lo quería en un principio y dejar el emprendimiento para más adelante. Lastimosamente no fue algo estable y durante los últimos años tuve varios trabajos en varias cosas pero nada que me diera ni la estabilidad ni la satisfacción de hacer lo que hacía.

Muchas cosas pasaron durante estos pocos años que han sido muy satisfactorios. Me tope con personas que me enseñaron muchas cosas, pasé una crisis que pensé no iba a superar y hoy me siento más fuerte gracias a ello, conocí mis límites y lo que era capaz de hacer, tuve reencuentro con personas que nunca pensé me volvería a topar, conocí el maravilloso mundo de la meditación y hoy en día me estoy formando en Mindfulness y lo que esto me ha dado ha sido un gran complemento para mi crecimiento personal y como consecuencia para mi trabajo. Pero, debo decir, que gracias a lo que ocurrió el año pasado me di cuenta que prefiero trabajar bajo mis propios propósitos, es decir, tuve un 2019 que nunca voy a olvidar sobre todo por las personas con las que me encontré nuevamente y el aprendizaje que me dejó. Esa anécdota se las contaré en otra ocasión, lo importante es que me dio lo que necesitaba para por fin lanzarme al agua y tener mi propio negocio.

Me encanta haber conocido los aceites esenciales porque he aprendido mucho de ellos. Cómo usarlos de una manera segura sin abusar de ellos y todos los beneficios que nos brindan, además es un buen complemento con mi carrera y lo que quiero hacer con ella, más bien lo que estoy haciendo de ella. Y otro complemento perfecto fue la meditación, al igual que los aceites, estas dos cosas han venido siendo parte esencial de mi vida durante los últimos tres años.

En junio de este año lancé mi marca que espero se convierta pronto en empresa, estoy ansiosa por ello. Gracias a que la vida me ha puesto las personas indicadas es que este proyecto ha venido saliendo a la luz. Tengo muchos proyectos en mente, por ahora me he centrado en dar a conocer el poder de los aceites esenciales pero esta marca va mucho más allá de ello.

Petite Goutte nace con la intención de brindar a las personas bienestar a partir de pequeñas cosas: pequeñas gotas, pequeños cambios, grandes resultados.

A partir de la siguiente publicación les quiero compartir más sobre lo que he aprendido de los aceites esenciales, el Mindfulness y cómo he ido integrando estos dos saberes con la Psicología. Los invito a seguirme en mis redes sociales y así conocer un poco más sobre todas estas historias que les tengo por contar, y sobre muchos temas que quiero desarrollar.

Muchos obstáculos se me han presentado, muchas frustaciones he tenido que superar y muchas dificultades harán parte de este camino, pero este es mi proyecto de vida, es mi trabajo, mi pasión y es parte de lo que soy, así que espero disfruten del contenido y comenten qué piensan al respecto o qué tema les gustaría encontrar en mi Blog.

¡Feliz semana!

¡Vive la frustración y déjala ir!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea tu página web en WordPress.com
Empieza ahora
A %d blogueros les gusta esto: